Compartir

Todavía no hay veredicto acerca del perro ‘Aibo’ de Sony, pero eso no impide que la empresa prepare una mayor apuesta por la robótica.

El canino mecánico, que salió a la venta el jueves en Japón, es solo el comienzo del retorno de la compañía con sede en Tokio a la robótica, dijo su máximo responsable, Kazuo Hirai, a Bloomberg TV.

Si bien Aibo es principalmente un juguete, sus habilidades de inteligencia artificial y su arquitectura robótica pueden utilizarse para crear máquinas en diversos campos, afirmó Hirai.

“La tecnología que incorporamos en Aibo –inteligencia artificial, robótica, y su combinación— en diferentes formas y factores puede utilizarse en otros robots que pueden ser parte del transporte, la educación y la salud”, dijo Hirai. “Así que tiene muchas aplicaciones además de ser un robot de entretenimiento”.

Hirai lideró el impulso en la robótica en 2016, una década después de que Sony discontinuara la versión original de su perro robot y que se ha convertido en objeto de culto en Japón.

Si bien el nuevo Aibo promete más funciones gracias a su avanzada inteligencia artificial, ha generado críticas por carecer de funciones que ofrecen otros asistentes digitales como Alexa de Amazon.com y Siri de Apple.

Aibo cuesta mil 800 dólares además de una mensualidad de 27 dólares. Los altavoces Echo de Amazon, que funcionan con Alexa, varían entre los 50 y los 230 dólares.

Fuente: El Financiero

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here