Compartir

Por Claudia Juárez Escalona, El Economista

La industria del sector de telecomunicaciones pide “claridad” al nuevo gobierno en cuanto al diseño institucional y gobernanza para la transformación digital del país.

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, designó a Raymundo Artís Espriú como el encargado de la Estrategia Digital Nacional (EDN), es decir, la EDN será siendo dependiente de la presidencia, aún cuando, recientemente se dio a conocer la creación de la subsecretaría TIC, la cual estará a cargo de Salma Jalife.

Al respecto, Mario de la Cruz, presidente nacional de la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti), comentó que no se trataba de crear más burocracia, sino de reordenar cada una de las áreas en distintas secretarías, como es el caso de la oficina de la Estrategia Digital Nacional de la Presidencia o la subsecretaría de Comunicaciones de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

Ahora, tras el anuncio de López Obrador, Javier Allard, director general de la Asociación Mexicana de la Industria de Tecnologías de la Información (AMITI) cuestionó dónde quedará ¿la unidad de gobierno digital de la Función Pública? ¿También tendrá la responsabilidad para conectar a todos por internet, porque uno piensa que eso es tarea de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT)?

“Algo que no tenemos claro es si va a haber una Estrategia Digital Nacional y una subsecretaria TIC, qué no existía, en dónde habrá separación de funciones, es algo que nos gustaría entender. Necesitamos claridad en cuanto a la gobernanza”, dijo.

Por su parte, Ernesto Piedras, director de The CIU comentó: “En la Constitución, los legisladores pusieron que es un derecho básico (el acceso a las telecomunicaciones), no veo a la Secretaría de Educación Pública (SEP) con funciones dispersas, sino a una Secretaría que no necesita oficina en la Presidencia de la República. Se sigue viendo como algo no unitario, no podemos tener un México digital, si no hay presupuesto digital”.

Federico Kuhlmann, miembro del Consejo Consultivo del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) mencionó que además de la falta de claridad en cuanto a la gobernanza del sector, “no se ha establecido cómo se obtendrán los 5,000 millones de pesos de los que se han hablado para crear el Fondo de Cobertura para llevar el servicio de internet de banda ancha a zonas de escasos recursos”.

El próximo 3 de septiembre la Amiti, Canieti, The Competitive intelligence Unit se reunirán con representantes del nuevo gobierno.

De acuerdo con la Agenda Digital Nacional 2018, elaborada por la industria, entre los desafíos que limitan el uso y la adopción de TIC está: la falta de cobertura de infraestructura, acceso, habilidades digitales y motivación.

Fuente: El Economista

Compartir