Compartir

Fundaciones

Si bien existe un creciente interés, el aprovechamiento de sistemas de inteligencia artificial por parte de gobiernos de América Latina es todavía incipiente. Esto presenta una oportunidad para desarrollar mecanismos de apoyo a funcionarios interesados en incorporar estas herramientas, de manera tal que se maximicen los beneficios y minimicen los riesgos a la población, señala la publicación.

El estudio se enfoca en los dos aspectos que deben atender los funcionarios interesados en implementar inteligencia artificial: efectividad y legitimidad. A partir del análisis de cuatro casos de estudio, el informe propone un esquema para el análisis estandarizado de implementaciones de algoritmos y sistemas de inteligencia artificial. El objetivo: ayudar a organizar el debate en torno a la efectividad y legitimidad de la implementación de estas herramientas por parte del sector público.

El Gobierno de la Provincia de Salta, en Argentina, implementó un sistema que tiene como objetivo predecir embarazos entre adolescentes de poblaciones vulnerables y casos de deserción escolar, con el apoyo de Microsoft. El caso ilustra cómo un gobierno con recursos limitados intenta apoyarse en la tecnología para resolver problemáticas sociales urgentes. El gobierno Salteño implementó un mecanismo descentralizado para la recolección de datos de 200.000 personas que habitan zonas vulnerables, y un modelo de machine learning para generar predicciones sobre deserción escolar y embarazo adolescente entre integrantes de esta población.

La implementación despertó gran interés por parte de otros gobiernos y críticas de activistas que consideran que viola la privacidad y no atiende las causas del problema. La implementación contó con etapas transparentes y otras de opacidad, y refleja la necesidad de incorporar mecanismos de coordinación con la academia y poblaciones afectadas para mejorar tanto la efectividad como la legitimidad de la herramienta.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, por su parte, desarrolló un algoritmo que construye visualizaciones de las oportunidades comerciales que ofrecen los distintos barrios de la Ciudad, y así direccionar inversiones adonde se presume que generarán más valor. El algoritmo es sencillo y la implementación transparente.

En Uruguay detallaron cómo el gobierno adquirió el software Predpol para predecir delitos. Es un caso problemático por su grado de opacidad y las dinámicas de discriminación y exclusión que puede reforzar. Explicamos porqué en menos de 3 años el Ministerio del Interior descontinuó el programa y lo reemplazó por herramientas de estadística retrospectiva, desarrolladas por los equipos del propio Ministerio, que encontró más útiles.

Como recomendaciones, el informe destaca la necesidad de:

• Desarrollar infraestructura y experticia local,
• Definiry adoptar prácticas de transparencia, participación ciudadana y rendición de cuentas en las etapas de desarrollo e implementación,
• Definir criterios para evaluar el riesgo de distintos modelos e implementaciones

Descargue el Informe ‘Implementaciones de algoritmos e inteligencia artificial en Latinoamérica‘ de World Wide Web Foundation

Fuente: World Wide Web Foundation

Compartir