Compartir

Agencias

Apple lanzó este lunes una plataforma de video en streaming en presencia de estrellas de Hollywood, una de las iniciativas con las que la compañía quiere orientarse hacia los contenidos digitales y los servicios para poner fin a su dependencia respecto a las ventas de iPhone.

La actriz Reese Whiterspoon y el intérprete Steve Carell participaron en el evento de lanzamiento, en el que la compañía hizo además otros grandes anuncios. Junto con Jennifer Aniston, protagonizarán una serie producida por Apple que se titulará “The Morning Show” y que figurará en el catálogo de este servicio de video a la carta.

Los precios del abono y más detalles de este nuevo producto se darán el próximo otoño boreal.

El director J.J. Abrams, quien ha dirigido varios episodios de “Star Wars”, desarrollará contenido para esta plataforma, bautizada Apple TV+. La famosa presentadora de televisión Oprah Winfrey y el cineasta Steven Spielberg también participaron en el evento en la sede de la empresa en Cupertino, California.

El grupo, que busca fortalecer sus servicios, también ofreció una renovación de su aplicación AppleTV, que permite el acceso a las emisiones de otros canales como HBO.

Apple, cuya plataforma de video era muy esperada, se enfrenta al desafío de competir en un mercado bastante concurrido y en pleno auge, liderado por Netflix y sus 140 millones de suscriptores -de los 190 millones en total-, Amazon Prime y Hulu, al que pronto se unirán pesos pesados como Disney y WarnerMedia.

“Las grandes historias pueden cambiar el mundo”, dijo el presidente ejecutivo de Apple, Tim Cook, al hacer el anuncio. “Creemos que podemos aportar algo importante a nuestra cultura y nuestra sociedad a través del lenguaje audiovisual”.

– “Más de 300 revistas” –

Apple también anunció un servicio de suscripción a la prensa, con una lista de prestigiosos diarios y más de 300 revistas, llamado News+, que costará 9,99 dólares mensuales.

Este servicio, disponible desde este lunes en Estados Unidos y Canadá, permite acceder a través de una sola aplicación a revistas como Marie-Claire, National Geographic, Rolling Stone, Time, Wired y The New Yorker, y también a los diarios estadounidenses Los Angeles Times y Wall Street Journal y al canadiense The Star.

News+ funcionará dentro de unos meses en Australia y luego en Europa, inicialmente en Reino Unido, dijo Cook. “Creemos en el poder del periodismo y el impacto que tiene en nuestras vidas, y creemos que Apple News+ será excelente para los consumidores y editores”.

Las relaciones entre los medios de comunicación y los gigantes de la tecnología, especialmente Google o Facebook, han sido difíciles, en tanto los primeros acusan a los segundos de apropiarse de su contenido sin pagar por ello y de absorber sus ingresos publicitarios.

Apple anunció también otro servicio de abono a videojuegos, Apple Arcade, que permitirá a partir del próximo otoño boreal descargar juegos en el teléfono móvil o en el ordenador.

“Este es el primer servicio de suscripción para juegos” en dispositivos móviles o computadoras, dijeron los creadores de Apple, agregando que los jugadores podrán descargar “más de 100 juegos nuevos y exclusivos”.

El servicio de juegos estará disponible en 150 países, y los precios se informarán más adelante.

El gigante tecnológico lanzó también una tarjeta de crédito, producto de una asociación con el banco Goldman Sachs y Mastercard, que estará disponible en Estados Unidos este verano boreal.

El desafío es enorme para Apple, que se afana en encontrar otras fuentes de crecimiento más allá de su iPhone que, aunque todavía le reporta decenas de millones en ingresos, registró una caída en sus ventas a fines de 2018 en el saturado mercado de los teléfonos inteligentes.

Y es en el sector de los servicios donde Apple parece estar buscando un nuevo impulso. En el último trimestre de 2018, los ingresos por servicios (la “nube”, Apple Pay, iTunes, Apple Music…) aumentaron 19%, cerca de 11.000 millones de dólares.

Además de sus enormes recursos financieros, Apple tiene una fortaleza incomparable: 1.400 millones de iPhone o iPad en circulación en todo el mundo, que vienen con sus servicios preinstalados.

Fuente: AFP

Compartir