Compartir

Por Newsline Report

Los principales exponentes de la industria debatieron el presente y el futuro de la nueva conectividad en uno de los paneles desarrollados en Convergencia Show. Allí destacaron los asuntos regulatorios, el plazo en el que creen que se instalará en Latinoamérica y cuáles son los beneficios que traerá.

Durante el panel expusieron, Miguel Calderón Lelo de Larrea, VP de Asuntos regulatorios y relaciones institucionales de Telefónica, Gerardo Soria Gutiérrez, presidente del Instituto del Derecho de las Telecomunicaciones, Mario Germán Fromow Rangel, comisionado del IFT y José Otero Muñoz, Director para LATAM y Caribe de 5G Américas.

En primer lugar, Otero Muñoz, explicó que el 5G no es un standard, sino que es un término comercial. “El mayor atributo es poder habilitar el crecimiento del internet de las cosas. El objetivo fundamental de esta tecnología es poder conectar un millón de dispositivos por kilómetro cuadrado. Ya hubo un lanzamiento en América Latina, es una oportunidad para zonas rurales y zonas suburbanas. Por fin van a tener acceso a velocidades e impacto directo a cable operadores pequeños de esta zona”.

En este mismo sentido, Miguel Calderón Lelo de Larrea, explicó: “El 5G es la evolución tecnológica de las redes para soportar la gran cantidad de tráfico. Nuestros dispositivos tendrán múltiples antenas de entrada y salida y permitirá hacer un uso del espectro más eficiente. Vemos que esto va a tomar un par de años, y como en todo, hay oportunidades y riesgos, la mayor parte de los países están hablando de compartición de infraestructura. Hay varias cosas en el camino para llegar al 5G”

Gerardo Soria Gutiérrez, se refirió a los desafíos como nueva tecnología: “Creo que estamos preparados a nivel federal, pero seguimos teniendo problemas en la simetría en la regulación y los requisitos incluso en la forma de cobrar derechos por parte de los municipios. Añadiría que ahí es donde los pequeños operadores locales pueden participar en el desarrollo de la industria 5G. A su vez, se requerirán mayor número de antenas a lo que tenemos hoy por lo cual seguimos con el reto del despliegue de la infraestructura”.

Por su parte, el comisionado Mario Germán Fromow Rangel brindó algunos datos sobre el desarrollo de la conectividad en México. “Tenemos algunos retos regulatorios, el IFT ha puesto gran cantidad de espectro radioeléctrico en el mercado, somos el segundo país con más espectro después de Brasil. El 5G ofrecerá menor latencia, reducirá el consumo de energía y cambiará el entorno de neutralidad de la red. Otro de los beneficios será el impulso de 10 industrias. Es cuestión que el mercado defina su business plan, no lo veo muy lejos. En 2021 van a haber mucha cantidad de dispositivo que usen esa banda y México se puede subir a esa ola. Vamos a acompañar a la industria”.

Con respecto a la rentabilidad y al impacto en Latinoamérica, Calderón Lelo de Larrea señaló: “Tenemos que ver que el negocio sea sustentable y rentable. Hoy tenemos un problema que el mercado no es sustentable, el único que hace dinero es el preponderante. El 25 al 35% de los ingresos es a pagar espectro, no hay negocio que aguante eso”. En este mismo sentido, José Otero Muñoz, añadió: “Cuando estamos hablando de 5G hay que ver cuáles son los insumos necesarios para desplegarlo, necesitamos fibra óptica. Necesitamos espectro radioeléctrico en bandas bajas, bandas medias y bandas altas. Hasta ahora hemos tenido en América Latina un despliegue de 5G en Uruguay que se hizo tarde porque no llegan los dispositivos. Tenemos que analizar clientes objetivos, aplicaciones a comercializar y dónde vamos a hacer ese despliegue. Los gobiernos no son los responsables de lanzar la tecnología, sino los operadores y tienen que hacerlo cuando tenga sentido basado en su modelo de negocio y estado financiero”.

En relación al marco regulatorio Soria expresó la necesidad de más firmeza a la hora de la protección de datos. “La ley de privacidad de datos es relativamente ambigua, piensa en papel y presencia física, no está lo suficientemente robusta para manejar temas como el big data. Ahí se requieren modificaciones legales y sobre todo una clara actuación por parte del regulador. En la Unión Europea se imponen multas muy altas, en Estados Unidos se los lleva ante el congreso. Pero aquí no lo vemos. Yo creo que el 5G no pasará a corto plazo, tardará algunos años, pero hay que ir preparándose, va a empezar en zonas de alto poder adquisitivo y se irá ampliando al resto del país”

Fuente: Newsline Report

Compartir