Compartir

Agencias

Qualcomm ha cambiado su relato público sobre la 5G y ha dejado en un segundo plano los smartphones para centrarse en lo que considera una vía más interesante para llevar dicha tecnología a nuevas industrias.

John Smee, responsable de I+D sobre 5G en Qualcomm y vicepresidente de Ingeniería, ha declarado a Mobile World Live que la banda ancha móvil para consumidores conserva su importancia, porque “los planes de datos para smartphones son lo que aporta dinero a este ecosistema”.

Sin embargo, afirma que Qualcomm busca un trofeo aún mayor, porque quiere capturar nuevo valor al expandir la tecnología para conectar fábricas, hospitales, vehículos y otros segmentos.

“De repente, todo eso cobra mayor importancia, porque ahí se encuentra la expansión económica, más allá de lo que ya hacíamos en 4G LTE.”

Smee reconoce que la instalación de tecnología 5G requerirá una inversión considerable por parte de las empresas, pero señala que Qualcomm está trabajando para reducir los costes del despliegue mediante el diseño de equipos aptos para múltiples casos de usos.

“Se invierte una sola vez y con ello se resuelven múltiples problemas. Así, no pedimos que cada uno haga una apuesta ganadora sobre el futuro caso de uso.”

De cara al futuro

En una serie de demostraciones realizadas ante medios de comunicación y analistas, Qualcomm ha afirmado que ya está realizando pruebas con 5G autónoma en el espectro de 3,5 GHz de banda media, en las que usa su propio núcleo móvil y un emplazamiento experimental con 256 antenas instaladas en la azotea de su sede en San Diego.

Smee (en la foto, a la derecha) explica que la firma está probando aplicaciones fijas y móviles, y que también trabaja en perfeccionar el enlace descendente a fin de mejorar el rendimiento de la red en la periferia.

Qualcomm también trabaja en la optimización de baterías para relojes inteligentes y otros dispositivos portátiles. Afirma que su investigación podría lograr un descenso del 68% en el consumo energético. Quiere incorporar dicha investigación a las especificaciones de la Release 17 del 3GPP.

Las tecnologías sin licencia también figuran en sus planes. La firma está desarrollando dos planes distintos y sincronizados para compartir espectro con tecnología 5G sin licencia. Según la empresa, podría ayudar a satisfacer las necesidades de aplicaciones industriales para las que no basta la tecnología Wi-Fi actual.

La asistencia a este taller ha sido pagada por Qualcomm. Este artículo informa con imparcialidad sobre él.

Fuente: MWL

Compartir