Compartir

ilyn Ríos, Reforma

Como contradictorio, negativo para las inversiones y el desarrollo de las telecomunicaciones en México, así como un retroceso en la habilitación del derecho constitucional al acceso a internet, calificaron especialistas la idea de desaparecer al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

En la mañanera de este jueves, el Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que si el IFT pasara a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) habría un ahorro mil 500 millones de pesos.

«Podríamos, con esta reforma administrativa, ahorrarnos mil 500 millones. Los de arriba (en el IFT) están muy vinculados con los preponderantes y empresas extranjeras. Entonces que (el IFT) pase a Comunicaciones.

«¿Y por qué autónomo? ¿Entonces para qué (existe) Comunicaciones y Transportes? Saben que la SCT se fue quedando como una oficina de entrega de contratos», señaló López Obrador.

Desde su creación en 2014, el IFT ha visto una reducción de 41.1 por ciento en términos reales en el presupuesto que recibe, al pasar de 2 mil millones de pesos a mil 510 millones en 2021.

María Elena Estavillo, excomisionada del IFT, criticó la contradicción del Ejecutivo, así como la aparente necesidad que tiene el Presidente de que los comisionados sean cercanos a él.

«Es una tristeza que tratando de dar pasos hacia adelante para tener un una institución que va acercándose a la paridad de género, se anuncie su desaparición.

«Es como estar juzgando la relevancia de una institución por la cercanía de los funcionarios públicos con el Presidente. Se ha trabajado por tener una institución independiente por la importancia que tienen sus decisiones técnicas para aislarlas de influencia política», comentó.

Estavillo cuestionó que el Presidente pretenda un ahorro de mil 500 millones de pesos al desaparecer al IFT, pero planea continuar con toda la nómina del Instituto.

El IFT sería el encargado de Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil, por lo que, al pasar a la SCT, dicha dependencia tendría los datos biométricos de los usuarios, resaltó.

Por otra parte, Jorge Fernando Negrete, especialista en el sector, alertó que la estrategia de telecomunicaciones se vería relegada a una dirección en caso de que el Instituto sea integrado a la SCT, pues la subsecretaría de Comunicaciones que había en dicha dependencia desapareció el año pasado.

El presidente de Digital Policy Law destacó que, aunque hay un camino importante por recorrer en temas de competencia convergente en el sector de telecomunicaciones, el Instituto ha tenido avances.

«Cuando los órganos constitucionales autónomos nacieron hace siete años, crearon en el IFT uno de los órganos reguladores más robustos del mundo. El IFT, lejos de desaparecer tendría, que estar trabajando con el Gobierno para generar política pública», mencionó.

Fuente: Reforma

Compartir