Compartir

Agencias

Apple Inc. proporcionó información detallada de las aplicaciones que rechazó el año pasado y por qué su sistema de pago para iPhone mantiene a los clientes seguros, en un intento por desviar las afirmaciones de Epic Games Inc. de que su proceso de revisión y sistema de compra es un elemento disuasorio para la competencia.

El gigante tecnológico con sede en Cupertino, California, informó el martes en un comunicado que el año pasado evitó más de US$1.500 millones en “transacciones potencialmente fraudulentas”, lo que subraya la necesidad de su sistema de pago patentado que se encuentra al centro del juicio antimonopolio en curso con Epic. En el transcurso de los litigios presentados por Epic, el fabricante de juegos ha alegado que Apple usa su sistema de pago, que se queda con entre un 15% y un 30% de las transacciones, y el proceso de aprobación de aplicaciones para aumentar sus ganancias y perjudicar a los desarrolladores.

El fabricante de iPhone proporcionó varias estadísticas nuevas sobre su proceso de revisión de aplicaciones y sistema de pago para respaldar su defensa de que esas medidas se aplican para proteger a los consumidores:

En total, casi 1 millón de aplicaciones nuevas y cerca de 1 millón de actualizaciones de aplicaciones fueron rechazadas o eliminadas de la App Store en 2020, 48.000 aplicaciones fueron rechazadas  por tener características ocultas, mientras que más de 150.000 aplicaciones fueron rechazadas por engañar o manipular a los usuarios para que compraran artículos, se eliminaron 95.000 aplicaciones por participar en una práctica denominada “cebo y cambio”, en la que un desarrollador modifica la aplicación de forma remota después de que se aprueba para agregar funciones prohibidas, desde 2020 se han procesado 1.000 millones de valoraciones con estrellas y 100 millones de reseñas. El año pasado se cancelaron 470.000 cuentas de desarrolladores y se rechazaron 205.000 inscripciones de desarrolladores, lo que impide a esos usuarios enviar una aplicación a la tienda solo en 2020, 244 millones de cuentas de usuarios se desactivaron debido a fraude, mientras que 424 millones de registros de cuentas fueron rechazados porque mostraban patrones consistentes con actividades fraudulentas y abusivas.

Apple dijo que su equipo de revisión de aplicaciones “es una línea de defensa esencial” y puede proteger a los usuarios de aplicaciones que facilitarían la compra de drogas, préstamos abusivos, juegos de azar y pornografía. La compañía bloqueó 110.000 aplicaciones encontradas en tiendas de aplicaciones piratas que eludían su App Store durante el último año y bloqueó 3,2 millones de aplicaciones distribuidas a través de su programa para empresas en el último mes.

El juicio realizado en Oakland, California, se produce en un momento en que Apple se enfrenta a una violenta reacción, con miles de millones de dólares en ingresos en juego, por parte de los reguladores mundiales y de algunos desarrolladores de aplicaciones que dicen que su tarifa estándar de la tienda de aplicaciones del 30% y otras políticas son injustas y egoístas. La revelación por parte de Apple del número de aplicaciones que rechaza también sirve de argumento en contra de la solicitud de Epic de un fallo que desbarate el proceso de revisión de aplicaciones y allane el camino para sistemas de pago alternativos.

Fuente: Bloomberg

Compartir