La Eurocámara aprueba normas temporales contra el abuso sexual infantil en Internet

Compartir

Agencias

Los proveedores de servicios podrán seguir aplicando medidas voluntarias para detectar, denunciar y retirar contenido pedófilo.

En un contexto de aumento preocupante del material de abuso sexual infantil en internet exacerbado por la pandemia, la Eurocámara apoyó con 537 votos a favor, 133 en contra y 24 abstenciones una ley para proteger más eficazmente a los menores del abuso y la explotación sexual al utilizar servicios de correo electrónico, chat y mensajería.

Esta legislación se aplicará durante un máximo de tres años, o menos si se acuerdan entretanto nuevas normas permanentes sobre la lucha contra el abuso sexual infantil en línea.

Según las nuevas normas, los proveedores de correo electrónico, chat y mensajería podrán seguir detectando, denunciando y retirando contenidos de abuso sexual infantil en internet, aunque no estarán obligados a ello. También podrán adoptar medidas contra el acoso de menores en línea y denunciar los supuestos abusos a las autoridades policiales y judiciales u organizaciones de interés público que combaten el abuso sexual de menores. Los proveedores de servicios deberán utilizar tecnologías lo menos intrusivas posibles para la privacidad.

Los contenidos en línea relacionados con el abuso sexual infantil se detectan mediante herramientas específicas que escanean el contenido, como imágenes y texto, o los datos de tráfico. Mientras que para analizar imágenes y vídeos se recurre a la tecnología de funciones de resumen («hash»), para datos de texto o tráfico se utilizan clasificadores e inteligencia artificial. Estas nuevas normas no se aplicarán al escaneado de comunicaciones de audio.

Refuerzo de la protección de la privacidad

Los eurodiputados insistieron en establecer procedimientos y mecanismos de recurso adecuados para que las personas puedan presentar denuncias si consideran que sus derechos han sido violados. Las autoridades nacionales de protección de datos podrán controlar mejor las herramientas tecnológicas utilizadas por los proveedores de servicios. Para ello, recurrirán a evaluaciones de impacto y procedimientos de consulta previos.

La ponente Birgit Sippel (S&D, Alemania) afirmó después de la votación: «El abuso sexual infantil es un crimen horrible que viola los derechos humanos. Tenemos que prevenirlo más eficazmente, juzgar a más delincuentes y ofrecer un mejor apoyo a los supervivientes. El acuerdo es un compromiso entre detectar el abuso sexual infantil en línea y proteger la privacidad de los usuarios. Puede que no sea perfecto, pero es una solución viable y temporal para los próximos tres años. Ahora necesitamos urgentemente que la Comisión proponga una solución a largo plazo inspirada en las salvaguardias de protección de datos de las normas temporales y que, además, haga que el escaneado de las comunicaciones privadas sea más específico».

Este cambio legislativo era necesario para que los proveedores de servicios web pudieran seguir aplicando medidas voluntarias para combatir y prevenir la difusión de contenidos de abuso sexual infantil en internet, tras la plena aplicación del Código Europeo de las Comunicaciones Electrónicas en diciembre de 2020.

La Comisión tiene la intención de proponer una solución permanente para este problema a lo largo de 2021.

Fuente: El Correo

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here