Compartir

Agencias

China asestó un nuevo golpe normativo a sus gigantes tecnológicos el lunes, diciéndoles que pongan fin a una antigua práctica de bloquear los enlaces de otros sitios o que se enfrenten a las consecuencias.

Los comentarios, realizados por el Ministerio de Industria y Tecnología de la Información (MIIT, por sus siglas en inglés) en una conferencia de prensa, suponen la más reciente medida en la amplia ofensiva reguladora de Pekín, que ha afectado a sectores que van desde la tecnología hasta la educación y los bienes raíces.

El ímpetu regulador ha reducido el valor de mercado de algunas de las mayores empresas del país en miles de millones de dólares.

La Internet china está dominada por un puñado de gigantes tecnológicos que históricamente han bloqueado los enlaces y servicios de sus rivales en sus plataformas.

Restringir el acceso normal a los enlaces de Internet sin una razón adecuada «afecta a la experiencia del usuario, daña los derechos de los usuarios y altera el orden del mercado», dijo el portavoz del MIIT, Zhao Zhiguo, añadiendo que el ministerio recibió informes y quejas desde que inició una revisión del sector en julio.

«En la actualidad estamos orientando a las empresas pertinentes para que lleven a cabo un examen de autoevaluación y una rectificación», dijo, citando las plataformas de mensajería instantánea como una de las primeras áreas en las que están centrados.

No especificó cuáles serían las consecuencias para las empresas que no cumplan las nuevas directrices.

El MIIT no mencionó a ninguna empresa, pero el periódico 21st Century Business Herald informó el sábado que Alibaba Group Holding Ltd y Tencent Holdings Ltd están entre las empresas a las que se les pidió la semana pasada que pusieran fin a esta práctica en un plazo no especificado.

La práctica que el MIIT quiere corregir es habitual. Tencent restringe a los usuarios la posibilidad de compartir contenidos de la aplicación de vídeos cortos Douyin, propiedad de ByteDance, en las aplicaciones de mensajería instantánea de Tencent, WeChat y QQ.

En febrero, Douyin presentó una queja en un tribunal de Pekín diciendo que constituía un comportamiento monopolístico. Tencent calificó las acusaciones de infundadas.

En otros casos, los mercados de comercio electrónico Taobao y Tmall de Alibaba no permiten usar el servicio de pago WeChat Pay de Tencent como opción de pago.

Tencent dijo que apoya las orientaciones del MIIT y hará los cambios necesarios por fases. Alibaba dijo que cumplirá con los requisitos del MIIT y «espera encontrar un terreno común con otras plataformas».

Fuente: Reuters

Compartir