Amenazan contraprestaciones a la radio comercial

Compartir

Por Ailyn Ríos, Reforma

Las contraprestaciones que pagan los concesionarios de radio y el plan de pagos son una amenaza para las estaciones comerciales, coincidieron el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión (CIRT).

Se debe trabajar para que los costos que pagan los concesionarios de frecuencias comerciales de radio puedan ser pagadas por anualidades y no en una sola emisión, como actualmente ocurre, dijo Adolfo Cuevas Teja, presidente interino del IFT, en el foro 100 años de la radio en México.

«(Hay) retos tales en la radio comercial como la problemáticas que afrontan por los costos de las contraprestaciones, los valores que resultan de las licitaciones que el IFT hace. Sin embargo, un tema crucial puede ser que las contraprestaciones puedan ser pagadas en anualidades y no en una única exhibición al principio de la concesión.

«Esto los obliga a pagar el 100 por ciento del valor del espectro mientras que en otros casos los servicios de telecomunicaciones de paga solamente pagan alrededor del 20 por ciento de la contraprestación al inicio el resto en anualidades», externó Cuevas Teja.

Otros asuntos que deben ser resueltos son el combate a las radio piratas y satisfacer la necesidad de recursos en los medios públicos, puntualizó el presidente del regulador.

En tanto, José Antonio García Herrera, presidente del consejo directivo de la CIRT, coincidió en que la contraprestación que se paga en México es una de las más caras del mundo, la cual además debe pagarse por adelantado.

«Tenemos que intentar modificar este pago que además es un pago por adelantado, son 20 años por adelantado», comentó García Herrera.

La radio y la televisión están amenazadas por una sobrerregulación donde se incluyen los tiempos oficiales, tiempos electorales, tiempos fiscales, agregó el presidente de la CIRT.

«Hace muchos años, cuando no pagábamos contraprestación, era entendible, pero cuando se vino la reforma a la Ley y se instituyó el pago de contraprestación, pues entendemos que es por el uso de las frecuencias que el Estado nos da la oportunidad de explotar.

«Sin embargo, no cambió nada con respecto a la sobrerregulación ni con las cargas que tiene la radio y la televisión», mencionó García Herrera.

Otra amenaza que enfrenta la radio son las estaciones de radio ilegales o piratas, que hasta ahora suman más de 200 en el País, por lo que es necesario el apoyo para terminar con dichas estaciones, aseguró el presidente de la Cámara.

«Tenemos que darle un piso parejo para su competencia con los demás medios», concluyó García Herrera.

Fuente: Reforma

Compartir