Compartir

Agencias

Directivos de la firma Bullitt Group, especializada en teléfonos robustos, han declarado que están dispuestos a establecer acuerdos con fabricantes de móviles de consumo para generalizar su tecnología de conectividad bidireccional vía satélite. Así mismo, han anunciado una alianza con el fabricante de chips MediaTek por la que ambas firmas colaborarán en el próximo terminal de Bullitt.

En una entrevista concedida a MWL, Richard Wharton, cofundador de Bullitt, y Jonathan Nattrass, director de producto, han destacado los progresos de la firma en el desarrollo del futuro teléfono, que según ellos será el primer smartphone con mensajería bidireccional por satélite.

Los directivos señalan que la capacidad de enviar y recibir mensajes será más útil que los sistemas de emergencia unidireccionales ya anunciados por otras firmas del mercado.

Según Bullitt, su sistema de mensajería por satélite no se limitará a notificaciones de emergencia estándar, si bien solo se activará cuando las formas estándar de conectividad no estén disponibles.

Wharton ha indicado que el servicio se dirigirá a empresas y actividades de importancia crítica, y añade que la conexión por satélite “aporta cierto nivel de resistencia en los casos de caída de redes”. Ha citado ejemplos tales como los cortes de electricidad y las catástrofes naturales.

Ha destacado las posibilidades que ofrece a quienes trabajan en condiciones de “cobertura muy frágil” o en situaciones en las que los recursos de las redes móviles se vean desbordados.

La mensajería se proporcionará mediante una aplicación estilo OTT instalada en el teléfono y se ha dicho que su precio será asequible para “prácticamente todo el mundo”.

Wharton considera que los sistemas tradicionales de comunicación por satélite son prohibitivos.

También ha hecho referencia a un “mercado inmenso en el ámbito del consumo” y al gran número de personas que realizan excursiones y viajes por zonas desprovistas de cobertura móvil, así como a las flotas de embarcaciones que navegan por aguas donde no pueden conectarse mediante las infraestructuras de tierra.

Wharton reconoce que, si bien Bullitt cuenta con la experiencia previa y los conocimientos necesarios para introducir dicha tecnología en los sectores especializados en los que suele trabajar, “no somos los más indicados para llevarla al mercado de consumo”.

Añade que “no somos tan ingenuos como para pensar que podremos competir en ese mercado horizontal. Pero estamos hablando de que otros fabricantes de hardware podrían usar nuestra tecnología.”

Fuente: MWL

Compartir